Reseña Histórica

Daniel Hernández es uno de los Distritos que conforman la provincia de Tayacaja, Región Huancavelica. Su nombre honra a Daniel Hernández Morillo, destacado pintor originario de Tayacaja, quien llegó a ser el primer director de la Escuela Nacional de Bellas Artes. Este Distrito está ubicado a 3,280 m.s.n.m., depende económicamente de la Ganadería y Agricultura, nuestro Distrito cuenta con diferente micro climas, los mismos que favorecen considerablemente en el cultivo y diversidad de productos de pan llevar. El Distrito de Daniel Hernández actualmente cuenta con más de 11,000 habitantes y 42 centros Poblados. Limita: Por el Norte con los Distritos de Huaribamba, Salcabamba y Quishuar, por el sur con los Distritos de Pampas y Colcabamba, por el Este con el Distrito de Colcabamba y por Oeste con el Distrito de Pampas.

Este Distrito fue creado con la Ley Nº 12529 el 9 de enero de 1956, cuyo gestor para dicha creación fue don Humberto Pacheco Cabezas.

Como primer Alcalde del Distrito tuvimos al Sr. Daniel Poma Palomino, quien tuvo la loable tarea de encaminar al Distrito pese a que por aquel entonces no se recibía transferencia del Gobierno y se trabajaba con recursos de los pobladores quienes participaban activamente en trabajos comunales, logrando así la construcción del primer Palacio Municipal ubicado en la primera cuadra de la Av. Perú (Actual Local de Agricultura) y cuyo lema era “El Pueblo lo Hizo”.

La Capital del Distrito inicialmente fue denominada “Ccarhua Turco”  que significa extranjero o foráneo – quemado, en razón que por entonces encontraron quemado por la zona a un foráneo (se presume haya sido de Turquía) que había huido de la segunda guerra mundial. Actualmente el Barrio Capital del Distrito se denomina Mariscal Cáceres.

 

 ¿QUIÉN FUE DANIEL HERNÁNDEZ"

Daniel Hernández, conocido y reconocido mucho más en el extranjero, sobre todo en Europa, que en su propia patria. Este notable pintor nació el 1º de agosto de 1856 en la hacienda de Hurpay, comprensión del distrito de Salcahuasi, provincia de Tayacaja. Sus padres fueron don José Leocadio Hernández y Basilia Morillo, y desde muy pequeño demostró gran habilidad para el modelado en arcilla de imágenes religiosas y figuras de animales.

Cuando tenía más o menos 10 años viajó a Lima, fue estudiante de la Escuela Normal de Varones, donde demostró sus excepcionales dotes para las artes plásticas y a los 16 años pintó “La muerte de Sócrates”, un cuadro que despertó admiración por su creación pictórica.

Hizo sus estudios de pintura en Italia y Francia, merced a una beca que le concedió el Presidente de la República don José Pardo que le permitió viajar a Europa. Es decir, en 1875 arribó a París, y otro gran pintor peruano, Ignacio Merino, lo recibió optimista y le aconsejó que comenzara sus estudios en Roma, la mejor ciudad en artes plásticas de ese entonces, donde vivió 11 años en Italia.

A pesar de haber ganado prestancia pictórica internacional, no se estancó y fue evolucionando cada vez más. Tampoco se olvidó de su país, ni de su Huancavelica natal, y retornó a su terruño en 1918. Por ello, entre los grandes genios de la pintura peruana figura en lugar preponderante Daniel Hernández, el artista que obtuvo rotunda consagración  en Europa y América.

En el Perú también logró el reconocimiento unánime y fue en mérito a sus cualidades artísticas que el Presidente José Pardo le confiara la fundación y dirección de la Escuela de Bellas Artes en 1918.
 Sus principales obras de arte son:”El amor es cruel” que ganó la medalla de plata en la Exposición Universal de París en 1900, y Francia premió sus méritos con la Legión de Honor, entre otros figuran “La Venus dormida”, “La perezosa” “La recompensa”, etc.

Hernández fue un pintor de tendencia romántica e insigne retratista. Entre sus principales retratos están el de “Francisco Pizarro” que alcanzó el gran premio de pintura en la Exposición de Sevilla; del “Presidente José Pardo”, de don “José de San Martín”, de don “Simón Bolívar” y muchos de su época.